2 noviembre 2013 Actualidad, Psicología

Beneficios amigo imaginario
Que los niños tengan un amigo imaginario durante sus primeros años de vida no es nada extraño. Suele aparecer a partir de los dos o tres años y se queda con él hasta los seis o siete, despareciendo un buen día sin ninguna razón especial. Aunque a menudo a los padres nos puede resultar algo extraño, según las últimas investigaciones, son muchos los beneficios que aportan este tipo de “misteriosas amistades”.

Este estudio, realizado por psicólogos británicos de la Universidad de Durham y de York, han llegado a la conclusión que estos niños que utilizan amigos imaginarios crean un mundo interior mucho más pleno y rico que les ayuda a su desarrollo cognitivo, especialmente a la hora de expresarse verbalmente, ya que desarrollan un lenguaje privado que les ayuda a expresar sus pensamientos de forma mucho más clara.

El estudio se realizó con 148 niños de 5 años y consistió en llevarlos, junto a sus madres, a una tienda de juguetes. Mientras la madre se quedaba en un segundo plano y más alejada de los niños, estos empezaban a jugar solos, es en ese momento cuando se observaba a aquellos niños que tenían a su “amigo” y aquellos otros que no. El 46 por ciento dijo haber compartido ese tiempo con su “amigo” mientras que el 54 por ciento expresó que no tenía ese tipo de amistades.

El resultado final fue que aquellos niños que dijeron tener “amigo imaginario” se expresaban mucho mejor, verbalmente, así como que eran capaces de resolver problemas con mayor facilidad. Además, los investigadores vieron que aquellos niños que tenían estas amistades resultaban ser seres más sociables, por lo que esa relación podría servir también para expresarse con mejor soltura en el entorno que le rodea.

Vía | En positivo
Foto | El diario

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *