18 agosto 2015 Entretenimiento, Otros

parque acuático con seguridad

Uno de los lugares preferidos de las familias para disfrutar del verano son los parques acuáticos. Se trata de inmensos recintos en los que encontramos todo tipo de diversión relacionada con el mundo del agua. Adaptada a cualquier edad y preferencias, encontramos piscinas con inmensos toboganes, para los más atrevidos, con pequeños columpios para los bebés o con caudales y oleajes que simulan estar en pleno mar o en un río.

Ir a un parque acuático, sin duda, es una de las grandes experiencias que nos ofrece el verano y que están repartidos por toda nuestra geografía. Pero también es necesario llevar ciertas precauciones para que ese día, que puede ser maravilloso, no se convierta en el más fatal del verano. ¿Quieres conocer algunos consejos para una aventura perfecta?

  • Lo primero es tener muy en cuenta y ser conocedores de las normas del parque. Aunque en la mayoría se utilizan las mismas nomenclaturas y símbolos, es necesario saber qué zonas son las más adecuadas para los niños y aquellas en las que es preferible no visitar.
  • Es necesario que a los niños también les hagamos partícipes de esas normas. Hay que ser respetuosos con los demás pero, también, con el espacio que nos rodea. Evita que se bañen en zonas que no corresponden a su edad, piensa que en aquellos lugares aptos para niños, siempre hay socorristas y vigilantes pendientes de ellos para evitar problemas.
  • Cuidado con las carreras, ya que pueden provocar resbalones y caídas con graves consecuencias, especialmente si aún no conocemos bien el suelo que estamos pisando.
  • Otro de los problemas de un día de verano, al aire libre y disfrutando del agua, son las quemaduras. Si estamos divertidos, frescos y de un lado para otro, es fácil que se nos olvide protegernos del sol. No olvidar reponer la crema protectora cada cierto tiempo, incluso aunque estemos debajo de una sombrilla o de un árbol.
  • Y, por último, la hidratación es fundamental, así que no olvides beber muchos líquidos, sobre todo agua, y hacer que los niños la beban, pues entre risa y baño se les puede olvidar.

Foto | Etapa Infantil

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *