26 diciembre 2011 Entretenimiento, Webs

La Nasa tiene un programa para los peques
Volar es una ilusión permanente en los seres humanos, y aparece cuando somos muy pequeños, por eso no es raro que muchos niños quieran tener una profesión relacionada con ello cuando sean mayores. Ser astronauta, además, tiene un componente de aventura y descubrimiento que fascina a los peques. La NASA es consciente de ese deseo y ha decidido aprovecharlo para entrenar a sus futuros astronautas desde la más tierna infancia.

El programa Train Like an Astronaut, Entrena como un astronauta, está dirigido a niños entre 8 y 12 años que sientan curiosidad por los viajes espaciales. Está dividido en capítulos en los que los niños pueden aprender sobre nutrición, el ejercicio físico o la exploración del cosmos. Los jóvenes pueden aprender sobre todo lo relacionado con esta fascinante profesión, la alimentación en el espacio, el estado físico necesario para recorrerlo… y como llegar a ejercerla.

La idea surgió a raíz de la iniciativa Let’s Move que promueve Michelle Obama contra la obesidad infantil. Mediante el ejercicio físico se mejora no sólo la salud sino también el rendimiento escolar. La NASA recogió el guante y creo que lo mejora. En la web cada capítulo se centra en mejorar la agilidad, la velocidad y la coordinación. Pero, también fomenta el interés de los niños por las carreras de ciencias.

La página está pensada para que los niños participen con la supervisión de un adulto, para evitar lesiones, pero también podrían entrar solos. Las distintas misiones se pueden abordar independientemente o como una parte del reto global. Se proponen actividades en familia y otras para colegios o grupos de chicos. Los que terminen el programa completo pueden pasar a la siguiente fase Mission X: Train Like an Astronaut Challenge, un desafío internacional en que los niños compiten con otros de distintos países.

El programa es gratuito y está parcialmente traducido al castellano. Quizá los niños no consigan llegar a ser astronautas, pero al menos aprenderán mucho del camino que hay que recorrer para lograrlo, harán ejercicio físico, llevarán una vida más saludable y se lo pasarán muy bien. Son muy pocos los que consiguen salir de la atmósfera, pero todos los que lo han hecho han tenido que cumplir unos requisitos físicos e intelectuales, quien sabe si entre los participantes estará el Pedro Duque del futuro.

Vía | El Mundo

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *