26 septiembre 2012 Actualidad, Juguetes y juegos

Entre otras cosas les enseña a pensar y a tomar decisiones

No es la primera vez que hablamos sobre si las horas que pasan los niños frente al videojuego sirven realmente para algo a parte de para entretener. Como hemos comentado en alguna ocasión los videojuegos pueden resultar beneficiosos incluso para mejorar diferentes aspectos de enfermedades varias.

En esta ocasión, vamos a hablar de las supuestas habilidades que según los expertos podrían desarrollar gracias a la diversión frente a la consola. No hace falta ni decir que el juego debe tener una medida, todos los excesos son malos por lo que habrá que controlar que la diversión no se convierta en ninguna adicción.

Según publica el portal de Escuela 20, los videojuegos “desarrollan una parte abstracta, difusa y trasversal de las competencias del siglo XXI”. Estas competencias tan actuales serían:

  • Pensamiento crítico, toma de decisiones y resolución de problemas. Todos los juegos independientemente de su dificultad hace que los niños tengan que tomar decisiones que les llevarán a conseguir el éxito o el fracaso. También tendrán que interpretar e intentar resolver las adversidades del juego de la mejor manera.
  • Colaboración, comunicación y ciudadanía digital. Gracias principalmente a los juegos que necesitan de la ayuda de varios jugadores para ser resueltos los niños aprenderán a colaborar. La ciudadanía digital se refiere a tener que encajar como ciudadano aunque sea en un colectivo del juego. Esto les ayudará a saber aceptar y respetar las normas como ciudadano “real”.
  • Vía | Escuela 20
    Foto | Flickr-Fatty Tuna

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *