2 febrero 2013 Alimentación

Imagen de una hamburguesa

Continuamos hablando acerca de las hamburguesas que compramos ya elaboradas y de los componentes que no siempre están indicados en sus envases.

Se estima que 16 de las 20 hamburguesas examinadas cuentan con sulfitos, un aditivo que inhibe el crecimiento de las bacterias y que ayuda a que la carne mantenga el color de la carne fresca, al tener este componente se puede estar disimulando la calidad del producto. Además, cuando la cantidad de los sulfitos es alta puede ocasionarse problemas como dolores abdominales, dolores de cabeza, vómitos, nauseas.

Una de las conclusiones es que las distribuidoras están apretando tanto los precios que llega un momento en que la calidad no se puede mantener. No nos referimos a que esté en juego la seguridad alimentaria, pero si la baja de la calidad, lo que podía llegar a consistir un fraude de consumo.

Una investigación de la OCU señala que las dos marcas analizadas (Eroski y Alipende) cuentan con carne de caballo no especificada en su envase. Joaquín Fuetes Pila, coordinador de Gestión de la Calidad Alimentaria de la Universidad Politécnica de Madrid señala que: “Es un hecho que la mayoría de los preparados cárnicos contienen mezclas de carne de diferentes especies. Es muy raro que una hamburguesa de vacuno contenga únicamente vacuno. La normativa permite que se puedan etiquetar como tal las que tienen en torno a un 60% de esta carne, por lo que la mayoría tienen mezclas de otras especies, sobre todo cerdo. Y no solo por una cuestión de precio, sino también para hacerlas más sabrosas. Esto no constituye fraude si está debidamente señalado en la etiqueta. Incluso si las cantidades de otras especies son mínimas, ni siquiera es necesario declararlo”.

Normalmente el cumplimiento de la legislación es bastante alto, pero pueden aparecer pequeños problemas de etiquetado, estos se pueden vincular con errores en las indicaciones del peso o en la omisión de algunos ingredientes.

Vía | Sociedad El Pais
Foto | Flickr – Rofi

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *