29 julio 2014 Compras, Otros

iSwimband Home

Uno de los graves problemas a los que nos enfrentamos con los niños en la época de verano es al de los ahogamientos. Ya es demasiado elevada la cifra de pequeños que han fallecido ahogados en piscinas, por ello es necesario que los padres nos concienciemos de que una piscina cerca de un niño puede ser una trampa mortal, sobre todo si no tenemos puestos todos nuestros sentidos en ello.

Hace unos días publicábamos la nueva campaña que se había creado en torno a la seguridad infantil y las piscinas, entre ellas, y muy a destacar, no quitar la vista al pequeño mientras esté bañándose. Pero con el fin de ayudarnos, todavía más, en esta tarea, también la tecnología ha venido a poner su guinda para evitar estas tragedias. Y de esta forma nos encontramos con el iSwimband.

Se trata de un conjunto de dispositivos que funcionan a través de bluetooth y con una aplicación iOS para nuestro teléfono móvil. Este sistema consta de pulseras, brazaletes y diademas que, junto a un sensor, colocaremos en el brazo o en la cabeza del niño y que detecta el momento de la inmersión. El radio de funcionamiento es de hasta 30 metros.

En el caso de los más mayorcitos, podemos establecer un tiempo para que estén sumergidos en el agua, para ello le podemos poner el sensor en la cabeza y lo que nos va a avisar es cuando ese tiempo prudencial se haya cumplido y el pequeño no haya sacado la cabeza.

iswimband 1

En cuanto a los más pequeños, lo ideal, desde luego, es no perderle ni un segundo de vista, pero podemos ponerle el sensor, a modo de pulsera, en la muñeca. De este modo si el bebé se acerca al borde de la piscina y cae en ella, nos avisará inmediatamente.

Aunque todavía no está en nuestro país, lo podemos conseguir desde su tienda online en Estados Unidos. El iSwimband tiene un precio de 99 dólares (74 euros). Puedes comprarlo desde aquí.

Vía | Gizig

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *