3 mayo 2012 Educación

escuela en el desierto australiano

Un grupo de niños aborígenes aprenden a hablar español en el remoto desierto australiano. De esta forma se busca abrir la posibilidad de trabajar con los emigrantes latinoamericanos que llegan a los centros mineros de la región.

Estos pequeños son habitantes de la aldea de Oodnadatta en medio del desierto de Australia. Al lugar se puede acceder mediante la mítica carretera que está sin asfaltar. Hace algunos años era una estación importante dentro de la antigua ruta ferroviaria pero en la actualidad el pueblo está casi desértico, los aborígenes tiene a su disposición una escuela, un hotel y un ambulatorio.

Dentro de la escuela su maestra, Jackie Cox, ha comenzado a enseñar español dos veces por semana. El número de estudiantes varia, tengamos presente que en esta zona la población suele movilizarse por diferentes localidades, además los estudiantes en ocasiones prefieren por la educación a distancia.

Los que si acuden de manera periódica tienen la capacidad de pronunciar algunas palabras en español, lo que causo mucha felicidad entre ellos. Al enseñarles el idioma también les enseñan acerca de lo que sucede en otras cultural, la forma de alimentarse y la forma de expresarse.

La maestra les explica a los niños y a sus padres que tener la posibilidad de estudiar otro idioma permite ‘abrir las mentes’, más aun teniendo en cuenta que estos pequeños viven en una zona desértica y muy remota. Cuando se le pregunta a la docente la causa por la cual estudian este idioma ella responde que saber este idioma puede convertirse: “en una oportunidad de trabajo“.

Por otro lado: “A los niños les gusta mucho saber como viven otros niños, las cosas cotidianas, como van a la escuela los niños españoles, como son los amigos“. Tener la posibilidad de aprender otro idioma es muy positivo.

Vía | La Vanguardia
Foto | Flickr – Eyeintim

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. PR2 to PR5 Dofollow Backlinks for $1 17 octubre 2015

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *