11 marzo 2013 Actualidad, Salud

Los niños epilépticos no siempre reciben el tratamiento adecuado ante una crisis

Después de realizar una serie de investigaciones en distintos países europeos sobre la epilepsia infantil y la administración de la medicación de rescate tras una crisis grave, los investigadores se han dado cuenta que en nuestro país se podrían estar cometiendo errores a la hora de ofrecer los medicamentos necesarios para el niño que ha sufrido uno de estos accesos críticos.

La investigación se ha centrado tanto a nivel familiar como en el entorno escolar. En cualquier cosa lo más llamativo es la falta de información, tanto de los allegados como de los profesores, con respecto al protocolo que se ha de seguir cuando un niño epiléptico tiene una crisis. Así nos encontramos con que esos minutos posteriores, que son vitales para su salud, quedan expuestos a un vacío asistencial.

Cuando un niño sufre una crisis aguda convulsiva la mayoría de docentes optan por llamar a la ambulancia para que sean ellos los que administren la medicación necesaria, puesto que en la mayoría de los casos no tienen autoridad para hacerlo por ellos mismos. Tiempo que retrasa el proceso de curación y que puede ocasionar graves secuelas en el paciente, ya que esta crisis prolongadas más allá de cinco minutos resultan totalmente perjudiciales.

Por ello los expertos aconsejan que se inicien campañas para concienciar y educar sobre esta enfermedad y los protocolos necesarios para ayudar a estos niños, así como la correcta administración de la medicación necesaria, no solo en los padres si no también en los educadores, profesores y personas cercanas al niño. También optan por un estudio y atención personalizada según cada caso, de este modo cada pequeño tendrá su diagnóstico concreto.

Vía | Telecinco
Foto | Psicólogos Althea

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *