27 junio 2017 Actualidad, Alimentación

niños y sal

Los hábitos alimentarios se forman desde que somos niños. Dependiendo de los alimentos que ofrezcamos a nuestros pequeños, así conseguiremos que sean unos adultos sanos y conscientes con los nutrientes que toman. Una correcta alimentación es la base de un futuro pleno y sin riesgos a determinadas enfermedades, por lo que no debemos descuidarla, por muy banal que nos parezca.

Pero hay ciertos aspectos que se nos pierden. En este caso, y concretamente, hablamos de la sal que contienen los alimentos. Según estudios recientes, los niños españoles toman mucha más sal de la recomendada por la Organización Mundial de la Salud, algo que les puede acarrear serios problemas al llegar a la edad adulta.

El 85 por ciento de los niños españoles toman más sal de la recomendada

La sal se ha convertido en el aderezo más usado desde tiempos inmemoriales. No hay banquete, ágape o celebración culinaria en el que no tengamos un salero a mano, por aquello de potenciar el propio sabor de los alimentos. Pero a menudo olvidamos que estos alimentos, en sí mismos, no necesitan más aderezo, y lo único que conseguimos es anular el que poseen de forma natural.

Un equipo de científicos de la Universidad Complutense de Madrid, ha realizado un informe acerca del consumo de sal en nuestro país, y mucho más centrado en el de los niños. Según las cifras que han podido manejar, el 85 por ciento de los pequeños españoles toman más sal de la recomendada por las autoridades sanitarias. Según la OMS el consumo de sal para los menores de 10 años debe ser de entre 4 y 5 gramos al día, en cambio en nuestro país, la gran mayoría llegan hasta los 7,8 gramos.

salero

Los alimentos industriales los que más sal contienen

Sin embargo, todo ese exceso de sal que consumen de más no procede de la que añadimos en los guisos o ensaladas. Según esta investigación, solo entre el 20 y el 25 por ciento de la que se toma a diario es sal de mesa, el resto procede de los alimentos procesados, embutidos, pizzas, pan de molde, caldos en cubitos y salchichas. Alimentos que, por desgracia, son de los más consumidos por los niños.

Estos expertos advierten que, la población en general, no es consciente de los peligros que se derivan cuando los niños toman exceso de sal. Una mayor cantidad de este aderezo en la infancia, consigue crear adultos hipertensos y, además, elevar el riesgo de enfermedades relacionadas con la salud cardiovascular.

Vía | Huffington post
Fotos | Escuelas infantiles Velilla e Intriper

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *