21 diciembre 2011 Salud

no perder la esperanza

Una reciente investigación ha demostrados que ocho de cada diez menores con cáncer tienen la posibilidad de sobrevivir a los tres años desde el diagnóstico de la enfermedad. En regiones como Catalunya se llegan a diagnosticar todos los años entre 170 y 190 casos en niños de 0 a 14 años.

Lamentablemente esta enfermedad es una de las principales causas de la mortalidad en esta edad. Dentro de los casos diagnosticados encontramos un 26 por ciento de casos de leucemia, un 20 por ciento de neoplasias nervioso central y un 14 por ciento de linfomas. Cuando se supera esta edad los porcentajes cambian notablemente, ubicándose en primer logar, con un 28 por ciento los canceres óseos, seguidos por los tumores en el sistema nervioso central.

La conselleria anunció que el cáncer en los niños aparece en los momentos evolutivos que se caracterizan por el crecimiento formativo y biológico. Catalunya está tomando cartas en el asunto mediante la creación de un plan de ontología con el cual se garantiza la atención especializada con medidas que incluyen unidades multidisciplinarias pediátricas, sistemas en los que se realiza un seguimiento a largo plazo y permite potenciar el acceso a nuevos tratamientos y a todas las medidas necesarias para cada caso en particular.

Todos los padres sabemos que cuando a un hijo se le diagnostica una enfermedad como el cáncer sentimos que el cielo se cae sobre nuestras cabezas, pero también debemos saber que es importante no bajar los brazos. En la actualidad se están creando nuevos adelantos que permiten curas y mejoras en la calidad de vida. Lo importante es no perder la esperanza y por más doloroso que sea afrontar el problema y no faltar a una sola sita médica.

Vía | La vanguardia
Foto | Flickr – Nik & Pacht

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *