8 noviembre 2011 Salud

mejora la salud de los peques

El Biofeedback ayuda a los pequeños que sufran trastornos urinarios. Por medio de su uso se podran relajar los músculos de la pelvis mediante una técnica que les permite no orinarse encima y así evitar las infecciones urinarias o que viven constipados.

Recordemos que uno de cada diez niños tiene infecciones urinarias, retensión de líquidos o problemas de constipación. Recientemente se ha llevado a cabo un estudio bastante interesante en el que utilizaba un feedback animado que le permitía a los pequeños, mediante un juego de computadora, a aprender a tensionar y relajar los músculos pélvicos, ejercicios que pueden llegar a hacer jugando con delfines y monos animados.

Una excelente forma de controlar la vejiga sin estar con el médico. Según un médico del Centro Medico Bautista de Wake Forest (Carolina del Norte – Estados Unidos): “Cuando uno orina, se relaja y puede eliminar el pis. Estos niños tensan los músculos cuando orinan“.

Mediante el biofeedback se tiene una excelente alternativa terapéutica que, junto con fármacos recetados por un médico, permitirá la forma de ir al baño de los niños.

Un equipo médico de la Universidad de Ciencias Médicas de Teheran (Irán) dividió un grupo de 80 pequeños con problemas en si vejiga, el primer grupo llego por delante 12 sesiones con el feedback animado y el otro solo tuvo que modificar la dieta y la conducta (el segundo grupo tenia la función de grupo de control).

Si bien es cierto que los síntomas mejoraron en los dos grupos el efecto fue mejor en los niños que usaron la técnica animada. Los pequeños tuvieron una mejora cercana al 28 por ciento en los niños con problemas de enuresis (pequeños que se orinan encima) y en niños con problemas de constipación la mejora fue de un 68 por ciento.

Vía | Publico
Foto | FLickr – Eddie X

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *