13 noviembre 2016 Entretenimiento

sala cine infantil

Hemos estado en la presentación de la segunda Sala Junior que Yelmo Cines ha abierto en España para niños de 1 a 13 años. En esta ocasión está en el Centro Comercial Tres Aguas y se suma a la que ya está operativa en el Centro Comercial Islazul, ambas en la comunidad de Madrid.

Lo primero que llama la atención cuando entras es un gran tobogán cerrado de nada más y nada menos de 14 metros, que utiliza la pendiente de la propia sala para hacer más fácil el descenso y que se sitúa en uno de los laterales. Debajo de él hay un área de juegos por el que los niños pueden andar a sus anchas, siempre con calcetines. Estas zonas están destinadas a niños a partir de los 90 centímetros de altura y hasta el metro y medio.

Para los más pequeños, de 1 a 3 años, hay otra zona específica con piscina de bolas colocada justo debajo de la pantalla.

La sala, además, tiene otros elementos llamativos, como las tumbonas, cojines y pufs situados en las primeras filas en color rojo, que desde mi punto de vista, tienen bastante sentido para los niños más pequeños y sus padres, aunque no sé si realmente es donde mejor se ven las películas.

Y luego, hay butacas de distintos colores en las filas superiores, en principio, para niños más mayores que ya se sientan tan a gusto a disfrutar de la peli.

Películas con intermedio para jugar

Además de la propia distribución de las salas, hay otras cosas que las hacen diferentes. Por un lado, los niños pueden jugar 15 minutos antes de que comience la proyección, que a priori no parece una mala idea, sobre todo, para hacer menos larga la espera desde que entras en la sala y empieza la película.

Por supuesto, el jaleo es considerable, imaginaos convertir una sala de cine en un parque de bolas. Y, otro punto importante, aunque haya monitores que están pendientes sobre todo cuando los niños bajan por el tobogán, los padres debemos ser responsables de nuestros hijos, así que no nos olvidemos de echarles un ojo mientras juegan.

Una vez se acaba el tiempo de juego empieza la película. Eso sí, habrá un intermedio y ahí es donde tenemos que tener muy claro si nos interesa ir con nuestros hijos a la Sala Junior. Porque en mi caso, eso de que te corten la película quince minutos para que se vayan a jugar… pues no lo termino de ver. Creo que el intermedio está bien para los más pequeños que suelen cansarse o para los niños más inquietos, pero para los que son capaces de estar concentrados viendo la película, pues digamos que se corta un poco el rollo y se pierde el hilo.

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *