16 mayo 2017 Actualidad, Salud

dolores crónicos en los niños

A lo largo de la infancia los niños experimentan muchos episodios en los que el dolor está presente. El crecimiento, la formación de todos sus órganos o problemas de salud que puedan acarrear de su propia genética, son algunas de esas molestias que que se vuelven, casi habituales, en sus primeros años. Pero, ¿Cómo se mide el dolor de los niños? ¿Cómo saber si es tan grave como para considerarlo algo más que pasajero? ¿No será una fantasía suya o que, quizás, estemos criando a un niño demasiado quejica?

Los niños no suelen tener el concepto, al menos durante los primeros años, que el dolor puede ser la excusa perfecta para librarse de ciertas obligaciones, eso lo irán aprendiendo con el tiempo y la astucia, no siempre bien intencionada, que te dan los años. Así que cuando un niño se queje, de forma repetida, de cierto dolor en un lugar determinado, es necesario escucharle y tomar las medidas oportunas. Según los últimos datos, el 37 por ciento de los niños españoles sufren de dolor crónico, una cifra excesiva con respecto a la población en general.

El nivel internacional está entre un 20 y un 30 por ciento

Hace unas semanas se llevó a cabo, en Huelva, la “I Jornada Onubense de Sensibilización en torno al dolor”. Dentro de su programación se buscó un espacio para un tema que ha sido olvidado durante mucho tiempo y al que apenas se le presta ninguna atención, quizás porque resulta demasiado habitual y, en muchos casos, queda difuminado dentro del propio crecimiento.

El doctor Jordi Miró es el coordinador del grupo de trabajo sobre dolor infantil de la Sociedad Española del Dolor y él ha sido el que ha puesto de manifiesto la necesidad de dar visibilidad a un hecho tan importante como es el dolor crónico que se presenta en los niños, especialmente a partir de los 8 años, y que suele quedar relegado o confundido.

Según los estudios realizados en la salud infantil internacional, el dolor crónico en los niños se presenta entre el 20 y el 30 por ciento en los menores de 8 años en adelante. Sin embargo, después de los resultados del primer estudio realizado en España, en nuestro país el nivel se coloca en el 37 por ciento, una cifra que resulta mucho más que preocupante.

Dolores cronicos en la infancia

Es necesario crear una Unidad del Dolor para los niños

Para el doctor Miró, los dolores en los niños no se tratan de igual modo que se hace con los adultos. Se tiende a pensar, a veces de forma errónea, que se trata de dolores pasajeros o, incluso, creados por los propios menores. Es así como se les aplican una serie de tratamientos que intenten aliviar, de forma superficial, pero sin entrar a valorar cuando se trata de un dolor que puede alargarse en el tiempo.

Por eso es necesario crear unidades de dolor específicas para los niños en las que puedan ser tratados, de forma temprana y adecuada desde los primeros síntomas. Además es necesario tratarlos desde distintas perspectivas y metodologías, no sólo quedarse con la parte farmacológica o física, sino intentar averiguar, a partir de distintas pruebas, llegar al fondo del problema.

Los dolores más comunes que, según el experto, se presentan en los niños y que se convierten en crónicos son: los abdominales, la cabeza y las extremidades, tanto inferiores como superiores.

Vía | Huelva hoy
Fotos | Euroresidentes y República

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *