5 agosto 2017 Actualidad

La importancia de cuidar el medio ambiente

Existen algunas ideas y consejos ecológicos que podemos compartir con nuestros niños, un tema muy importante del que deberemos hablar desde muy pequeños para así tener todos un mundo mucho mejor. En la siguiente entrada encontrarás consejos muy simples y fáciles de seguir que podrás implementar en tu vivienda sin mayores complicaciones.

Una buena opción es enseñarles a los niños a reciclar papel, para eso únicamente necesitarás papel y agua, una batidora, un recipiente plástico, un retazo de tela, un marco de madera con malla (que se podrá crear de manera casera) y unos libros que servirán de prensa.

El niño nos podrá ayudar a cortar el papel en pequeños trozos que se pondrán en remojo por algunas horas hasta que notemos que se ha formado una especie de pasta. Cada hora se podrá cambiar el agua, cuando tengamos la pasta se podrá triturar usando la batidora hasta que la misma tenga una consistencia y aspecto homogéneo. Colocarla en el recipiente. Si la pasta está muy espesa se podrá agregar un poco de agua.

Colocar en el bastidor y dejar que el agua que sobra escurra y después colocarlo sobre el retazo de tela. El papel comenzará a secarse muy lentamente. Para que quede completamente liso se aconseja colocar algunos libros encima. Si quieres que los papeles sean de colores se podrá agregar al agua alguna tintura de tipo vegetal, una infusión, etc.

Los niños comenzarán a tomar conciencia de lo importante que es cuidar el agua.

Un juego muy divertido que podremos hacer con los más pequeños es el de descubrir si un grifo o las llaves de paso pierden agua. En el caso de que lo hagan colocar algún recipiente para controlar la cantidad de agua que se pierden y así poder hacer un calculo de cuánto se ahorraría al año, seguramente será mejor llamar a alguien para arreglar la pérdida. Este mismo ‘juego’ puede ser realizado en la casa de los abuelos, tíos, amigos. De esta manera los niños comenzarán a tomar conciencia de lo importante que es cuidar el agua.

Y, por último, te invitamos a hacer compost junto con los niños de la casa. Aunque parezca difícil en realidad se podrá crear de una manera sencilla y así poder devolver a la tierra lo que día a día obtenemos de ella. Solo se necesitará una caja grande, bolsas de residuos, material vegetal, tierra y desechos vegetales. Tomar la caja y cubrirla por dentro y por fuera de las bolsas de residuos. Para que tenga ventilación se tendrá que agujerear los lados.

Poner la caja en un lugar donde reciba rayos de sol. Todos los días se podrán colocar en su interior desperdicios de cocina, un poco de tierra y materia vegetal. Remover la mezcla cada semana usando una pala. En pocos días se podrá ver como se va formando un excelente abono para las macetas y para el jardín.

En un próximo artículo continuaremos brindándote consejos para que los niños continúen cuidando nuestro planeta.

Vía | Guiteca
Foto | Pixabay – Shimunlnath

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *