6 febrero 2011 Manualidades

Manualidades con niños: Una tarjeta de San Valentín en 3D
Queda una semana para que celebremos San Valentín y los niños no son ajenos a la fecha. Aunque para ellos aún no tenga un significado romántico, a muchos, sobre todo a muchas niñas, les gusta aprovechar el día para decir a sus amigas o a sus padres lo mucho que les quieren de una forma gráfica. En algunos colegios se propone un intercambio de tarjetas entre compañeros ese día, elegir una especial en la tienda puede ser muy bonito, pero regalar una hecha por el propio niño le da un valor añadido.

Entre la multitud de modelos de tarjeta que hay para ese día, os proponemos hacer una con el mensaje en 3 dimensiones. Necesitareís: Dos cartulinas de diferente color, tijeras, celo, pegamento, rotuladores o lápices de colores y una fotografía (opcional). Recorta las dos cartulinas del tamaño que quieras la tarjeta. Dóblalas a la mitad y reserva la que servirá de tarjeta.

La otra cartulina divídela en dos cortando por la doblez. Cada parte vuelve a doblarla a la mitad. Dibuja medio corazón en cada cartulina haciendo coincidir el centro con el pliegue. Recorta siguiendo la línea dibujada y tendrás dos corazones. Reserva uno. El otro dóblalo a la mitad y dibuja medio corazón dentro, igual que antes, coincidiendo el centro con la doblez. Vuelve a recortar y tendrás un corazón pequeño y otro más grande vacío. Resérvalos.

El primer corazón que has reservado, el grande, pégalo en una de las caras de la cartulina que guardamos al principio. Será la portada de la tarjeta. Ya puedes decorarla con los rotuladores, lapiceros o las ceras. Ahora toca decorar el interior de la tarjeta. Para ello coge dos tiras de la cartulina que ha sobrado de unos 2.5 por 20 centímetros. Colócalas perpendiculares entre sí con el extremo de una sobre el de la otra y grápalas. Hay que ir doblando en forma de acordeón las dos tiras juntas y volver a grapar en la última doblez. Con pegamento y la ayuda del celo si lo necesitas, pega uno de los extremos al interior de la tarjeta. Te quedará como un muelle.

Habíamos reservado un corazón hueco que puede ser un marco de fotos o el marco para un dibujo bonito o un mensaje especial. Cuando lo tengas listo, pégalo sobre el otro extremo del muelle. Cuando se abra la tarjeta el corazón saltará hacia fuera con la foto, el dibujo o el mensaje. Ya sólo queda terminar de decorar el interior de la tarjeta con colores, purpurina u otros dibujitos recortados y pegados. La de la fotografía es otra opción, para hacerla el muelle debe ser pequeño.

Como decimos siempre, lo más importante no es el resultado final sino el tiempo de calidad que habremos dedicado a los niños y el orgullo que ellos sentirán de tener algo hecho con sus propias manos. ¡Feliz San Valentín!

Vía | Enchanted Learning
Foto | Crafster

También te puede interesar

Comentarios

2 comentarios
  • kyra

    Aff miren si quieren que de verdad uno haga estas manualidades les recomiendo utilizar videos, a palabras no se entiende como hacerlo, me parece una tarjeta muy linda y quiero hacerla pero a palabras no entiendo, porfa suban videos

    • Kira, tendremos en cuenta tu sugerencia, a veces sí harían falta vídeos o imágenes. Si pinchas en el enlace Vía, verás la tarjeta explicada en inglés, pero con dibujos a la derecha que te pueden ayudar un poco más. Un saludo

Enlaces y trackbacks

  1. Receta para niños: Magdalenas de San Valentín 7 febrero 2011

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *