9 agosto 2015 Actualidad, Salud

Realizan 6 trasplantes a 5 niños en un día

El año pasado en el Hospital Materno-Infantil Vall d’Hebron se realizaron 64 trasplantes de órganos a niños y, desde que comenzó el programa de trasplantes en este hospital han sido más de 1.600 los pequeños beneficiados. Seis implantes de órganos donados a cinco niños no serían noticia si no fuera porque se realizaron en solo 24 horas. Fue posible en primer lugar gracias al altruismo de unos padres que en el peor momento de sus vidas, fueron capaces de pensar en otros niños y les dieron la oportunidad que sus hijos no tuvieron, vivir.

El esfuerzo de más de 100 profesionales de los servicios de Cardiología, Cirugía Cardíaca, Hepatobiliopancreática y Trasplantes, Nefrología, Urología, Cuidados Intensivos y Anestesiología y Reanimación, así como una excelente coordinación hicieron posible esta excepcional y exitosa jornada. Dos de los niños estaban en alerta preferente y uno de ellos necesitaba dos órganos. Todos los pequeños trasplantados evolucionan favorablemente.

España es el país con mayor índice de donaciones en el mundo y el conocido como “Modelo Español” de trasplantes es un éxito que se exporta a otros países con iguales resultados. Este método está basado en las donaciones altruistas y la disponibilidad de los equipos médicos, además de una perfecta coordinación en tres niveles: estatal, comunitario y hospitalario. Los trasplantes en España se apoyan en dos principios fundamentales e ineludibles: el altruismo de la donación, todos los trasplantes son solidarios y no se puede percibir nada a cambio y, la equidad en el acceso al trasplante. Todos los enfermos estén donde estén y tengan los recursos que tengan, tienen las mismas posibilidades de recibir un órgano para trasplante. El Sistema Nacional de Salud y las Comunidades Autónomas sufragan los gastos del trasplante y la medicación posterior.

Aún así, aunque funciona de forma excepcional y los españoles somos los ciudadanos más concienciados en el mundo, hay un 10 por ciento de enfermos que mueren antes de recibir un órgano. Deberíamos tenerlo presente y llegado el caso pensar en esos niños que están en los hospitales esperando tener una segunda oportunidad. No es fácil pero la recompensa, saber que un pequeño puede beneficiarse, es enorme.

Vía | Cuatro
Foto | Flickr-Imagen en Acción

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *