Chistes infantiles para celebrar la Navidad

Chistes infantiles para celebrar la Navidad

Escrito por: Sacra    11 diciembre 2013     2 Comentarios     2 minutos

No hay nada mejor que ver la risa de un niño, sentir ese cascabeleo, esa sincera explosión de energía positiva, ese manantial de luz que se extiende a lo ancho de su cara, es saber que vamos cumpliendo nuestro objetivo, porque además de la educación y la protección, también debemos procurarles momentos felices, de esos en los que la risa se vuelve el mejor de los lenguajes.

Y una forma de conseguir que rían y se diviertan es a partir de los chistes. Esos cuentos cortos que nos sorprenden y nos hacen reírnos de la vida, incluso de nosotros mismos. Y como para cada época tenemos siempre un chiste a punto, también en Navidad es un buen momento para reír a carcajadas. ¿Quieres conocer algunos de esos chistes para los niños?

  • -¿Cómo se llaman los habitantes de Belén?
    -No sé… ¿Belencianos?
    -No. Figuritas.
  • -¿Qué marca de coche lleva Santa Claus?
    -Renol.
  • Se abre el telón y aparece una rata y dos panes. Se baja el telón.
    Vuelve a subir el telón y aparece la misma rata y dos panes. Se baja el telón.
    ¿Cómo se llama el villancico?
    El tamborilero (rata, pan-pan; rata, pan-pan).
  • Dos locos están preparando el árbol de Navidad y uno le dice al otro:
    -Avísame cuando si se encienden las luces.
    Y el otro le contesta:
    -Ahora sí, ahora no, ahora sí, ahora no…
  • Un niño le escribe su carta a los Reyes Magos y le pide 30 euros para comprarse unos zapatos nuevos. Pero la carta se la encuentran los empleados de correos y, conmovidos, deciden hacer una colecta y enviarle 10 euros. Al cabo de unos días reciben otra carta del mismo niño en la que dice: “Queridos Reyes Magos, muchas gracias por el dinero. Pero la próxima vez no me lo mandéis por correos porque algún cartero ladrón se ha quedado con 20 euros.”

Foto | Aire de Fiesta


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.