Chistes infantiles de colmos

Chistes infantiles de colmos

Escrito por: Sacra    11 mayo 2013     14 Comentarios     1 minuto

No hay nada más hermoso que ver a un niño reír, saber que ese impulso de alegría incontenible les está alimentando parte de su vida y su alma, es algo a lo que los padres no nos podemos resistir. Encima si lo hacen a través de esa espontaneidad que les caracteriza, ya resultan irresistibles. Así que vamos a animarles a reír, a que vean la vida desde otro prisma, a través de otra mirada, relativizando aquello que no merece la pena y enseñándoles a que, como diría el poeta, “la risa nos hace libres”.

Por eso siguiendo la temática de los chistes populares, aquellos que se van pasando de un oído a otro y que se guardan en la memoria como auténticos tesoros, aquí os dejo algunos más, de esos cortitos, llenos de colmos, y que a los niños les encantan.

  • ¿Cuál es el colmo de un libro?
    Que en otoño se le caigan las hojas.
  • ¿Cuál es el colmo de un jorobado?
    Estudiar Derecho.
  • ¿Cuál es el colmo de un ciego?
    Llamarse Casimiro, vivir en la calle Buen Vista, en el bloque B, noveno B y trabajar en una fábrica de tuberías.
  • ¿Cuál es el colmo de una gallina?
    Tener pluma y no saber escribir.
  • ¿Cuál es el colmo de una silla?
    Tener patas y no poder andar.
  • ¿Cuál es el colmo de un escritor?
    Que para comer su mujer le da sopa de letras.
  • ¿Cuál es el colmo de una aspiradora?
    Tener alergia al polvo.
  • ¿Cuál es el colmo de un doctor?
    Tener una hija llamada Dolores.

Foto | Vagamundos


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.