27 diciembre 2016 Otros

Unas mascotas ideales para niños

Existen ciertos aspectos que deberemos tener presente a la hora de elegir un ave ‘ideal’ para los pequeños. Es muy importante que pensemos en un ave que no sea agresiva, inclusive en su etapa reproductiva, además de ser fácil de cuidar y fácil de manipular.

Otro aspecto importante es escoger un ave que tenga el tamaño apropiado para las manos del pequeño. Hoy te diremos algunas pautas importantes para comprar o conseguir un ave para los niños. Además de referirnos a su alimentación y a los cuidados veterinarios que tendrá que tener. Recordemos que tener mascota es muy importante para los niños pero siempre se deberán tener bajo la supervisión y responsabilidad de los adultos.

Especies adecuadas de aves como mascotas

Tórtolas: en algunos países, a diferencia de otros, las tórtolas son tomadas en cuenta a la hora de elegir mascotas. Pueden resultar cariñosas y nada agresivas, son fáciles de manipular y no requieren de cuidados demasiados estrictos. En el caso de que den picotazos los mismos no son dolorosos son menos sucias que muchas aves y si se requiere pueden estar sueltas son que rompan nada de la vivienda. Otra ventaja: es una especie muy silenciosa, aptas para edificios de departamentos.

Es muy importante que pensemos en un ave que no sea agresiva, inclusive en su etapa reproductiva.

Diamantes: son aves que se caracterizan por tener un tamaño bastante pequeño, pueden vivir en grupos o de forma solitaria sin verse afectados. Tienen la ventaja de poder adaptarse a las viviendas pudiendo sociabilizar resultando mascotas muy dóciles y buenas. Otra ventaja es que no requieren de grandes espacios para vivir bien. No suelen picar a las personas ni a otras mascotas.

Canarios: una especie de aves muy bonitas que además de ser agradables para ver son muy bonitas de escuchar. Estas aves refieren no ser manipuladas y no son sociables.

Periquitos: se trata de pequeñas aves que tienen la posibilidad de hablar. Se caracterizan por ser simpáticas, muy buenas para los niños ya que además de ser divertidas son muy habladoras, un punto que llamará la atención de los peques. Existe un punto negativo que debemos evaluar: pueden llegar a picar, lo que resultará bastante doloroso, por esa razón, si se decide tener de mascota se tendrán que tomar ciertas precauciones como la cercanía continúa con las personas, especialmente de los niños sin la supervisión de los adultos.

Ninfas: esas aves pertenecen a la misma familia que los periquitos. Su tamaño es algo mayor y son bastante ruidosas. Son aves tranquilas que muy rara vez pueden parecer agresivas. Requieren de ciertos cuidados, por eso se aconsejan unicamente como mascotas de niños de mayor edad. No suelen hablar, pero pueden aprender algunos trucos simples y entonar melodías.

Si estas buscando un ave que continuamente hable con el niño deberemos decirte que esta opción es imposible, algunas aves podrán repetir algunas frases y siempre que quieran hacerlo. Algunos loros adultos pueden volverse agresivos, especialmente si se sienten molestados por los pequeños. No son aves que puedan ser manipuladas fácilmente y necesitan de cuidados específicos, son más sucios y ruidosos.

Pollitos: los pollitos pueden ser de pato o de gallina, en poco tiempo se convertirán en adultos y su tamaño crecerá notablemente. Si bien de pequeños son simpáticos y muy graciosos cuando crecen pueden llegar a pesar más de 3 kilos. Este tipo de ave no es para nada recomendable para los pequeños y mucho menos se debe alentar a los niños a teñirlos de colores ya que la salud del ave podrá ser perjudicada peligrosamente.

Vía | Info exoticos
Foto | Pixabay – Fill

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *