27 junio 2010 Entretenimiento, Juguetes y juegos

Juegos de siempre para jugar en la calle: Pase misí
¿ Os acordaís del Pase misí ? Es otro de esos juegos tradicionales que apenas se ven por las calles y que podía ser muy divertido. Los niños podían hacer nuevos amigos, jugar en grupo, correr y usar un poquito de fuerza. Dependiendo de la cantidad de niños será más o menos largo, el mínimo serían seís pero puede quedar un poco escaso.

Entre todos los niños se escoge a dos que serán las “madres“. Sin que les oiga el resto del grupo, los dos niños escogerán dos nombres complementarios, blanco y negro, naranja y limón, coche y moto… lo que quieran, y cada uno de ellos elegirá el que más le guste. Se pondrán de pie enfrentados y dándose las manos con los brazos estirados.

El resto de niños tienen que ir pasando bajo los brazos de las dos madres, mientras cantan todos juntos:

Pase misí, pase misá
por la Puerta de Alcalá,
los de delante corren
mucho los de atrás se quedarán.

El niño que esté bajo los brazos en la última frase, será atrapado. Las madres le preguntarán en voz baja que prefiere entre las dos opciones que escogieron al principio. El pequeño se pondrá detrás de la que coincida con su elección. Poco a poco todos los niños quedarán en uno u otro grupo. Cuando hayan terminado, se traza una línea recta en el suelo y cada grupo se sitúa a un lado. Las madres siguen agarradas por las manos, detrás de ellas se van sujetando uno detrás de otro por la cintura todos los de sus equipos.

Una vez estén listos, se trata de tirar cada grupo en un sentido, para conseguir que la madre contraria pise la línea del suelo. Ganará el equipo que lo consiga. Os dejamos un vídeo con niños un poco mayorcitos que se divierten aprendiendo a jugar a Pase misí. Es un poco largo porque son muchos participantes, pero a pesar de que empiezan con pocas ganas, terminan todos riéndo y disfrutando con el juego.

Foto | Aula de Infantil

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Juegos de siempre para jugar en la calle: Pídola 5 julio 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *