5 septiembre 2010 Actualidad, Alimentación, Otros

Leblouh: niñas obligadas a engordar para ser sexys
Mientras que en la mayoría de los países de Occidente tratamos de luchar contra la obesidad infantil por ser el motivo de graves perjuicios para la salud de nuestros niños, en Mauritania parte de la población practica el leblouh. Niñas y jóvenes desde los cinco años son forzadas a comer para engordar. Según la tradición de estas zonas, no encontrarán marido a no ser que estén realmente obesas, que parece ser lo más sexy para algunos mauritanos.

Con estas pequeñas cometen verdaderas atrocidades. Se las envía a una “granja de engorde” donde les ceban obligándolas a ingerir 16.000 calorías diarias. Si las niñas se niegan a seguir comiendo se les lastiman los dedos de las manos como castigo. El vómito no está permitido y si sucede tienen que volver a comerlo. Además les dan masajes en los muslos para que queden flácidas y engorden más rapidamente. Las estrías son bellas.

El Gobierno de Mauritania estaba luchando con campañas informativas contra esta práctica, pero tras el golpe militar de 2008 las cosas han empeorado ya que promulgan la vuelta a los valores tradicionales. Sin embargo, la población más joven de las zonas urbanas parece concienciada contra el leblouh que está quedando relegado al campo. A pesar de ello, el 70 por ciento de los mauritanos mayores de 40 años, considera que el leblouh es necesario para el matrimonio. Incluso las mujeres mayores siguen luchando por mantener sus inmesas curvas, tomando fármacos que aumentan el apetito.

En un mundo globalizado en que la información llega a todos los rincones, es normal que nos escandalice esta práctica. Los hospitales mauritanos están llenos de mujeres con problemas cardíacos consecuencia de su peso y alimentación, por lo que no son ajenos a los riesgos. Sin embargo, para todas las tradiciones hay una explicación. En este caso se trata de pueblos nómadas, en los que una hija gordita indicaba la buena posición económica del padre que podía alimentarla bien. Esto no debería extrañarnos tanto, aquí seguimos presumiendo de tener bebés gordotes como señal de salud y de que están bien atendidos. La diferencia es que nosotros no hemos cruzado la línea.

Fuente | Mujer hoy
Foto | Vicehome

También te puede interesar

Comentarios

2 comentarios
  • Katherine

    Hola no se hace cuanto publicaron este articulo, el dia de ayer 07 de abril 2011 vi en el canal History un reportaje de esto y por eso decidi buscar mas informacion me parecio tan cruel ver lo que les hacen ea estas niñas ellas lloraban vomitaban y las golpeaban como ahi gente tan innorante, desearia estar cerca de esas mujeres desgraciadas para golpearlas como los hacen con sus hijas , Jesus ven pronto ahi tantos niños maltratados

  • Katherine, el artículo es de septiembre de 2010. Me temo que a esas mujeres ya las golpearon cuando eran niñas, porque vivieron lo mismo. Algunas tradiciones son terribles. Gracias por tu comentario. Un saludo.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *