14 octubre 2012 Alimentación, Entretenimiento

receta dedos bruja Durante la celebración de Halloween también es importante seguir una alimentación adecuada e inspirada en los seres fantasmagóricos a los que se les homenajea esa noche. Así que no está de más prepararles unos platos siniestros, llenos de imágenes terroríficas pero, eso sí, siempre con los mejores ingredientes, que el estómago no debe pasar miedos por mucho que la noche lo requiera.

Son muchas las recetas para niños que circulan por la imaginación y que sirven para alegrar una noche tan divertida como esta, alimentos que evocan a monstruos eternos: momias, murciélagos, vampiros… pero ¿qué sería una noche de Halloween sin brujas?, pues bien, aquí os dejamos sus dedos, eso sí… ¡¡riquísimos!!

Ingredientes para 30 dedos: 2 cucharadas de colorante rojo, 30 almendras peladas, 2 huevos grandes, un cuarto de cucharadita de extracto de vainilla pura, 8 cucharadas de mantequilla sin sal, media taza de azúcar glasé, 5 cucharadas de azúcar, 1 taza y media de harina y una pizca de sal.

Modo de hacerlo:

  • Como siempre que vamos a hacer algo al horno, lo precalentamos a 180 grados y cubrimos una bandeja con papel especial para hornos.
  • Mientras tanto vamos a pintar las uñas de la bruja. Para ello le daremos una capa de colorante rojo a las almendras y las dejamos que se sequen.
  • Cogemos un huevo y separamos la clara de la yema. Mezclamos bien la clara hasta que quede esponjosa y la dejaremos para utilizarla más tarde. Con la yema incluimos la esencia de vainilla y el otro huevo.
  • Ponemos en un bol: el azúcar glasé, el normal, y la mantequilla y mezclamos hasta que esté bien unido. A continuación añadimos la mezcla de los huevos y seguimos uniendo. Añadimos la harina y seguimos batiendo hasta que quede una masa sin grumos. Envolvemos esta pasta en papel de aluminio y la dejamos reposar en el frigorífico sobre media hora.
  • Pasado el tiempo vamos a moldear los dedos. Les hacemos los nudillos y los pintamos con la clara de huevo batido que hemos reservado antes. Le agregamos la almendra pintada como uña y al horno. Cuando estén dorados ya podemos sacarlo (alrededor de 12 minutos), dejarlos enfriar.

Vía | Judicial peach

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *