20 octubre 2011 Alimentación, Entretenimiento

Un plato de pasta para comer en Halloween
Continuar con la fiesta del cole de Halloween en casa es sencillo, con adornos fáciles de hacer entre todos, disfraces caseros y recetas espeluznantes. La que os contamos hoy es muy fácil de hacer, el resultado es impactante y lo comerán con gusto.

Necesitamos 400 gramos de tallarines verdes (de espinacas), 100 gramos de tomates cherry, 150 gramos de mozarella en bolitas (se venden en blisters), un puñado de albahaca, 350 gramos de tomate frito y cuatro cucharadas de pesto fresco. Para preparar el plato, corta los tomates cherry a la mitad y quita las semillas con una cucharilla o un cuchillo pequeño. Corta también las bolas de mozarella a la mitad. Si no lo has encontrado en bolitas, trata de darle la forma de un semicírculo del tamaño de los tomatitos.

Haz los círculos más pequeños que puedas con la albahaca y monta los ojos. Sobre cada mitad de un tomate cherry, coloca media bolita de mozarella, recortando los bordes si es necesario para que no rebose. Encima del todo pon el circulito de albahaca y ya tienes los ojos. Puedes sustituir la albahaca por trocitos de aceítunas negras.

Prepara los tallarines y cuando estén listos, escúrrelos y ponlos en platos o tazones. Calienta la salsa de tomate y mézclala con el resto de la albahaca y con el pesto. Sirve la salsa encima de los tallarines y añade en cada plato tantos ojos como quieras.

Como decíamos al principio es muy sencillo, sano y gusta muchísimo a los niños.

Vía | BBC Good Food

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *