23 abril 2015 Educación

fomentar hábito lector

Hoy es el Día Internacional del Libro, y he pensado en ofreceros los consejos más útiles para que los niños adquieran y mantengan un hábito lector. Se dice que fue Sócrates el que pronunció las palabras ‘el conocimiento nos hace libres’, y no le faltaba razón; puesto que conocer nos permite tomar decisiones mejor adaptadas a las necesidades que tenemos. Leer es una buena forma de conocer.

La lectura sirve además para descubrir y entender el mundo, disfrutar y compartir con otras personas. A pesar de los siglos transcurridos, las enseñanzas del filósofo están de rabiosa actualidad, pero es que además hoy sabemos que está directamente relacionada con el desempeño escolar. Por otra parte al acercar el maravilloso mundo de los libros a nuestros hijos, les estamos regalando momentos de ocio irrepetible, y estamos fomentando una práctica muy saludable intelectual y emocionalmente hablando.

Sin contar con que al leer en familia estrechamos los lazos y nos descubrimos unos a otros desde la cercanía

En mi opinión, las campañas de fomento de la lectura en las escuelas, caen en saco roto si los padres no nos implicamos, ya que la mayoría de las personas que amamos los libros lo hacemos porque nos otorgan placer, y porque decidimos cuándo y cómo coger un libro. Lo que quiero decir es que el papel de la familia es crear un vínculo de los hijos con los libros, y eso requiere dedicación, aunque también da muchas satisfacciones. En casa además, los niños tienen libertad sobre sus lecturas, algo que en el colegio difícilmente ocurre.

fomentar hábito lector

Lo hacemos mal cuando…

* Escogemos por nuestros hijos (y en contra de sus preferencias). Neil Gaiman, el autor de “Los mundos de Coraline”, afirma que los padres somos muy capaces de desalentar el amor por la literatura.
* Les compramos libros inadecuados para su madurez. Ya sé que todos queremos presumir de hijos, pero no hay nada de malo en que un niño de 10, lea aún cuentos para peques de ocho.
* Les obligamos a leer.
* Nosotros mismos no cogemos un libro ni por equivocación.
* Rehuimos la hora de la lectura y nos cuesta horrores sentarnos en la cama de nuestra hija o nuestro hijo para pasar un rato juntos mientras le enseñamos ilustraciones o le explicamos una historia.
* Intentamos mantener conversaciones forzadas sobre el libro que leen / los libros que leemos.
* Dejamos de leerles de forma explícita porque ‘están en segundo de Primaria y saben leer por sí solos’.

Lo hacemos bien cuando…

* ¿Recordáis la campaña ‘Si tú lees, ellos leen’. El ejemplo es una herramienta educativa muy poderosa, y no hay forma más natural de que conozcan y se apasionan por los libros…
* … Bueno eso y procurar que los libros estén presentes: en las estanterías de casa, como regalo de los abuelos, en la Biblioteca del barrio al que los llevamos cada semana.
* Les leemos cada día, dedicando un tiempo y un libro a cada hijo, esta es una orientación modificable en su segunda parte, pero es conveniente crear hábito.
* Escuchamos cuando nos explican que les gusta el cómic (o cualquier otro género).
* Escuchamos también cuando nos dan su opinión sobre la trama o los personajes.
* No tenemos miedo a diversificar lecturas, de hecho a partir de los seis, y según la capacidad de los niños, se pueden introducir otros formatos distintos del cuento. En el mercado existe mucha variedad de libros adaptados para peques, desde poesía hasta misterio, pasando por ensayos teatrales.

fomentar hábito lector

Otros consejos:

* La biblioteca familiar (por pequeña que sea) se renueva de vez en cuando. No vaya a ser que el niño tenga 9 años y aún estén expuestos los libros para bebés, en lugar de haber incorporado libros de conocimiento, o novela de aventuras.
* En la actualidad podemos y debemos apoyarnos en los medios audiovisuales para fomentar la lectura. Es un consejo que me dio hace unos pocos años la escritora Begoña Torres: a lo mejor el niño se anima a leer Percy Jackson después de haber visto la película; o quizás podemos alternar lectura en papel/ digital.
* Para escoger lecturas deberemos conocer las preferencias, y nos dejaremos guiar por su madurez leyendo, no por la edad recomendada (que sólo orienta).
* Si son muy pequeños puedes leerles dramatizando, que no te de vergüenza. Después de la primera sesión poniendo voces y con títeres de dedo en tus manos, te sentirás más libre para proporcionar momentos inolvidables a tus hijos.
* El lugar dónde se lee estará libre de estímulos que puedan interrumpir la lectura: la televisión, los hermanos pequeños peleándose en el suelo…

Por mi parte es todo, por favor si sois una familia lectora, podéis sugerirnos otros consejos para que los niños lean, serán bienvenidos. Ahora os dejo que sigáis disfrutando de este Día del Libro.

Vía | Educar Chile
Fotos | Flickr-davidmulder61, Pixabay-Ben_Kerckx, Flickr-paulhami.

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. 100 SoundCloud Folowers for $1 16 octubre 2015
  2. posicionamiento web 17 octubre 2015
  3. Las actividades relacionadas con la lectura tienen efectos positivos en el rendimiento escolar 29 enero 2016
  4. Ideas para celebrar el Día del Libro con los niños 23 abril 2016

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *