24 enero 2012 Psicología

Pasar tiempo en familia
En cierto modo, la vida es tiempo, sin embargo, a veces, el presente se nos va de las manos sin vivirlo de verdad. Por ejemplo, es más frecuente de lo que parece a simple vista que los problemas y obligaciones del trabajo quiten calidad a la vida familiar y al tiempo que se disfruta con los niños. ¿Cómo se puede mejorar el clima del hogar para poder elevar también el nivel de satisfacción y de felicidad? En primer lugar, merece la pena tener una perfecta organización con la pareja para poder llegar a todo. Por otra parte, se debe aprovechar la rutina del día a día para hacer planes tan sencillos como dar un paseo, ir al parque, merendar juntos, hablar antes de hacer los deberes, leer un cuento a los niños antes de dormir…

El tiempo no se estira como si fuese un chicle. Por ello, también hay que dar prioridades y dejar actividades más espectaculares para el fin de semana cuando se tiene más calma y tranquilidad. Sin duda, el descanso también puede ser un punto de encuentro entre padres e hijos. Es decir, es fácil charlar mientras descansas en el sofá por el cansancio acumulado en el día. Y es que, además, la merienda también es un alimento para el espíritu en tanto que reporta alegría, descanso y calma.


Además, para compartir más tiempo con los niños, es posible dejar que el peque ayude en algunas labores de la cocina mientras mamá o papá prepara las recetas. Existen muchas razones para pasar tiempo con los niños. Por una parte, los peques necesitan el referente paterno y materno. Pero además, los adultos también deben vivir el presente y disfrutar la infancia de sus hijos. De hecho, los recuerdos de la infancia son un soporte emocional eterno que actúa a modo de protección ante el dolor o el sufrimiento.

También es posible hacer una visita a los abuelos, hacer juntos algunos recados del día a día, jugar a algún juego de mesa… En la medida en que se comparte tiempo con los niños también mejora la comunicación y el nivel de autoestima de los pequeños que se sienten importantes dentro del propio hogar. Existen muchos regalos que puedes hacer a tus hijos. Sin duda, el tiempo, tu presencia, es uno de los más importantes.

Vía | Vivir Diario
Foto | El Efecto Coriolis

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Los derechos y deberes de los hijos 29 enero 2012
  2. Labores en familia 27 marzo 2013
  3. 400 Social Signals for $2 16 octubre 2015

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *