13 marzo 2016 Entretenimiento

museo microminiatura

Si pensamos en visitar un museo con los niños es importante que elijamos un tema que sea de su agrado. Por regla general, en la actualidad la mayoría de museos se han adaptado al gusto de los más pequeños, creando espacios o actividades para que los peques se diviertan, al mismo tiempo que aprenden y amplían sus conocimientos. Pero también existen aquellos museos que, por sí solos, ya ofrecen un atractivo extra, sobre todo por ser especialmente sorprendentes.

Este es el caso del Museo de Microminiaturas que se encuentra en la ciudad alicantina de Guadalest, un lugar donde la sorpresa te llevará a creer que, efectivamente, el talento humano no tiene límites o a desmontar el dicho popular de “el tamaño sí importa”.

En el Museo de Microminiaturas de Guadalest, tal y como su nombre indica, vas a encontrar verdaderas obras de arte a tamaño micro-micro, tanto es así que necesitas de una potente lupa para poder verlo con claridad. ¿Te imaginas un paisaje del desierto realizado en el ojo de una aguja? Pues existe y se encuentra allí junto a otras maravillas como la Maja Desnuda de Goya pintada en el ala de una mosca, un elefante modelado en los ojos de un mosquito, el Guernica de Picasso pintado en una semilla, los Fusilamientos de Goya pintado en un grano de arroz o la Estatua de la Libertad en el ojo de una aguja.

Museo Guadalest microminiaturas

Pero Guadalest, además de ser un precioso pueblo de la provincia de Alicante, también tiene otros museos de lo más curiosos, y que podrás visitar con tus peques: museo de belenes y casas de muñecas; museo microgigante; museo de saleros y pimenteros; museo colección de vehículos históricos; y museo de instrumentos de tortura.

Vía | Guadalest
Foto | Vaya Ciudad

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *