6 diciembre 2017 Alimentación

Sal de mesa

El cloro es un mineral esencial para el organismo humano ya que se encuentra presente en muchos procesos vitales a los que nos enfrentamos día a día, especialmente en aquellos que intervienen en la digestión. Se encuentra presente en todos los fluidos corporales, pero en mayor proporción en el líquido cerebro espinal y en los jugos gástricos. Pero para que pueda cumplir su misión es necesario la asociación con otros minerales como son el potasio y el sodio.

La característica principal que se asocia a una escasez de cloro en el organismo, es la falta de apetito. Sin embargo, un exceso de él, llegando a la toxicidad, acarrea problemas más leves como la retención de líquidos, hasta alteraciones neuromusculares.

Importantes beneficios para el organismo humano

El cloro es fundamental en nuestra alimentación y, mucho más, en la de nuestros niños. Sus beneficios son muchos ya que se encuentra, en mayor cantidad, tanto en la sangre como en los jugos gástricos. Pero ¿cuáles son?

  • Regula los líquidos. Nuestro cuerpo está compuesto de una gran variedad de líquidos, es así como, junto al sodio y al potasio, el cloro consigue mantener el equilibrio para que el organismo no se descompense.
  • Regula el Ph. El cuerpo humano tiene un Ph cero, gracias al cloro que es el controlador de los niveles de acidez. Él mantiene el nivel ácido-alcalino adecuado en todos los líquidos que componen nuestro organismo.
  • Ayuda a la digestión. Se encuentra presente en el estómago en forma de ácido clorhídrico que es el encargado de descomponer los alimentos y enviarlos hacia el intestino delgado. Además, en el hígado, también ayuda a eliminar residuos.
  • Mejora la salud articulatoria. Otro de los beneficios es como el cloro mantiene flexibles los ligamentos y, por lo tanto, más sanas las articulaciones. De hecho resulta fundamental para tratar enfermedades como la artritis o la artrosis.
  • Previene la caries y la calvicie. El cloro crea una capa en los dientes que los previene de invasiones infecciosas como las caries. También se ha comprobado que una falta de cloro en el cuerpo puede ocasionar una importante pérdida de cabello y, por lo tanto, llegar a la calvicie.

Lechuga y tomate

Alimentos ricos en cloro

Para mantener un perfecto equilibrio de minerales en nuestro organismo, es necesario que la alimentación sea rica y variada. Especialmente en los niños, que se encuentran en pleno crecimiento y formando su cuerpo, es necesario que le ofrezcamos nutrientes sanos que les aporten toda la energía que necesitan. Pero ¿sabes cuáles son los alimentos que más cloro le aportan?

Sin duda donde más cloro encontramos es en la sal de mesa. Pero también existen otras fuentes alimentarias donde el cloro está presente, especialmente en aquellas de origen vegetal. Algunas de ellas son: centeno, tomate, lechuga, apio, aceitunas, alcachofas, zanahorias, remolacha, almendras, dátiles, nueces y avellanas. En cuanto a las de origen animal nos encontramos con la carne de cerdo, la de vaca y los mariscos.

Vía | Innatia
Fotos | El Perello y Amhpac

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *