4 noviembre 2011 Alimentación, Entretenimiento

Receta fácil que hará las delicias de los más pequeños

El invierno pasado me dió por cocinar, una de esas épocas en las que te entretienes haciendo postres aún sabiendo que nadie se los comerá puesto que la fama de mala cocinera no se va así como así. Pues para mi alegría me topé con una receta muy fácil que además me salió superbien. Con la ayuda de mi pequeño preparamos donuts caseros deliciosos.

Con la vuelta del fresquito y las lluvias seguro que se presenta alguna de esas tardes aburridas en casa con los niños. Una buena manera de tenerlos entretenidos un ratito puede ser ayudándote con esta receta.

Los ingredientes necesarios puedes encontrarlos fácilmente en cualquier supermercado. Lo único que puede que necesites ir a comprar a la panaderia es la harina de fuerza y la levadura instantánea. Necesitaremos:

  • 300gr de harina de fuerza
  • 200gr de harina normal
  • 80gr de azúcar
  • 5 gr de sal
  • 20gr de levadura instantánea/de panadero
  • 230gr de agua templada
  • 1 huevo
  • Vainilla en polvo (opcional)
  • 40gr de mantequilla
  • Cobertura: azúcar glasé y canela en polvo

El primer paso es mezclar la harina, el azúcar, la sal, la levadura y la vainilla. Una vez está todo bien mezclado se le añade el agua templada y el huevo ya batido. Se mueve y se amasa durante unos 8 minutos. Añadimos la mantequilla para facilitar el amasado y continuamos amasando hasta que ya no se nos quede pegado a las manos.

El siguiente paso es formar una bola con la masa y dejarla reposar para que fermente durante unos 45 minutos. Pasado este tiempo cogemos la masa y la estiramos dejándole un grosor más o menos de 1cm. Continuamos haciendo la forma de los donuts. Yo utilizé dos vasos. Un vaso de agua para hacer el donuts y uno de chupito para el agujero del centro.

Una vez tengas los donuts los dejaremos reposar en una bandeja sobre papel de hornear 45 minutos más. Finalmente freímos los donuts en aceite de girasol que no esté demasiado caliente para que no se quemen por fuera y se queden crudos por dentro.

Y ya tenemos los donuts, sólo nos quedará darles el toque final rebozándolos con el azúcar glasé y la canela. Tus hijos se chuparán los dedos.

Vía | I-recetas

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Repostería creativa en Málaga 11 diciembre 2011
  2. Advertise Tweet to 450K People 17 octubre 2015

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *