1 agosto 2011 Educación, Opinión

Interesante artículo sobre educación de hermanos de autistas
Desde que nació mi niña tengo claro que los peques nacen con personalidad propia, antes creía que se podía influir más en ella, pero como mucho podemos limarla o acotarla un poco. Con el segundo te das cuenta que algunas cosas que servían ya no valen, me refiero a modelos de crianza, formas de educar y hacer las cosas. Hay que ir adaptándose y dar a cada uno lo que necesita, sin descuidar al otro.

Hoy he leído un interesante artículo en Autismo Diario, en el que una mamá habla de esto mismo pero con la salvedad de que uno de sus hijos tiene autismo. Las necesidades educativas del niño son, como ella las describe, peculiares, pero no excluyen las de su otra niña. Me ha gustado mucho la forma en la que cuenta como intentan dar a cada uno lo que necesita.

Nunca me había puesto mentalmente en ese lugar y Ana Luengo, la autora, ha conseguido llevarme a través de sus palabras. Se centra en los padres, en como afrontan ellos el reto de educar a dos pequeños con ritmos y necesidades diferentes. Reflexiona sobre las diferencias entre las convicciones que todos tenemos sobre educación y la realidad cuando ya están aquí los hijos. Es algo que nos sucede a casi todos pero en circunstancias como la suya probablemente mucho más.

Os recomiendo su lectura, no hace falta tener un hijo con autismo para aprender algo de su artículo, porque como decía al principio, nuestros hijos tienen cada uno su personalidad y reclaman una atención y una educación diferentes. Hacerles entender estas diferencias tampoco es sencillo, pero Ana da algunas interesantes claves.

Vía | Autismo Diario
Foto | Flickr-Champusuicida

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. La crianza debe adaptarse a la personalidad del bebé 13 agosto 2011

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *