5 errores a evitar en el fomento de la lectura en el hogar

5 errores a evitar en el fomento de la lectura en el hogar

Escrito por: Maite Nicuesa    13 septiembre 2020     3 minutos

Fomentar el amor por la lectura en la infancia es una demostración de amor hacia aquellos niños que descubren nuevos universos a través de los cuentos

Fomentar la lectura en los niños es una expresión del amor que los padres sienten por sus hijos. El valor que la literatura tiene en la infancia es visible en la toma de conciencia de aquellos padres y madres que, a pesar de no poseer el hábito de la lectura, sí quieren educar a su hijo en esta experiencia.

Al crear un método para potenciar el amor por las historias en los más pequeños de la casa, es posible analizar previamente cuáles son los errores a evitar en este plan de acción. En El Blog Infantil analizamos algunos de ellos.

1. Hacer de la lectura una obligación

Cuando este hecho se convierte en norma durante la vida académica de un alumno, el estudiante lee aquellos títulos que debe analizar por formar parte de los contenidos de una asignatura en el ámbito educativo. Sin embargo, falta la iniciativa personal de abrir un libro para disfrutarlo. Es decir, un posible error es delegar esta responsabilidad en los profesionales del colegio.

2. No destinar un espacio a la lectura

El amor por los libros también puede expresarse a través de la decoración del hogar como ocurre cuando el niño tiene un espacio para potenciar el descubrimiento de nuevas historias. Un rincón de lectura que quedará vinculado a la memoria de esta experiencia.

3. No aprovechar los recursos de la biblioteca

La biblioteca ofrece una alternativa a las excusas que pueden limitar la lectura en la infancia. Por ejemplo, frente a la dificultad de comprar nuevos libros de manera habitual, este horizonte de cultura ofrece un catálogo de acceso gratuito para los usuarios. Hoy, 13 de septiembre, celebraremos el Día del Bibliotecario.

Pues bien, aprovechar todas las oportunidades que ofrece la biblioteca no solo implica disfrutar de la variedad de temáticas, sino también poner en valor la importante labor que realizan aquellos profesionales que acompañan a lectores de todas las edades en el descubrimiento de nuevos relatos. El bibliotecario, por tanto, asesora y orienta a las familias.

4. No observar más allá de la lectura

El libro es un recurso que conduce a la lectura. Pero, en realidad, esta experiencia de descubrimiento aporta ingredientes que van más allá de este plan de ocio. Los temas tratados en los libros conectan con la esencia de la vida.

A su vez, el libro conduce a la aventura de compartir tiempo de calidad en familia. No solo se trata del tiempo vivido al compás de cada página, sino de aquellas actividades inolvidables que fomentan la lectura en el hogar. Por ejemplo, la visita a una librería infantil, la sorpresa de un regalo literario en el día del cumpleaños o un cuentacuentos online.

Habito De La Lectura En Ninos

5. Priorizar el fin en lugar del proceso

Es decir, la meta de fomentar la lectura en la infancia no debe quedar únicamente vinculada a este objetivo, sino que lo verdaderamente relevante es disfrutar del proceso de aprendizaje. Un proceso que es único para cada niño.

La lectura, por ejemplo, es una herramienta que potencia la inteligencia emocional en la infancia. Existe una película recomendada para adultos que muestra cómo la lectura puede transformar la vida de un ser humano incluso en situaciones de adversidad. La ladrona de libros es una novela de Markus Zusak que también fue llevada a la gran pantalla. Esta es una obra que puede inspirarte con ideas para reflexionar sobre la importancia de fomentar el amor por la lectura en la infancia.

2 comentarios

  1. Muchas veces no nos damos cuenta de errores que cometemos a la hora de enseñar a nuestros hijos en la lectura. Gracias por reflejarlo tan bien en este post. Un saludo

Leave a Reply to Maite Nicuesa


Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.