29 septiembre 2010 Manualidades

manualidades con niños: botes monstruosos para halloween

Apenas nos queda un mes para celebrar Halloween, una de las festividades de recién incorporación a nuestra cultura. Si bien para nosotros siempre ha sido la Noche de Difuntos un momento de recogimiento y especial silencio por los familiares y seres queridos fallecidos, ahora nos llega que, dándole la vuelta y poniendo algunos toques de humor, podemos convertirla en una divertida fiesta donde los niños disfrutan riéndose del propio miedo.

Disfraces, adornos para casa y el consabido “truco o trato”, son algunas de las características de una noche llena de siniestra alegría. Las calabazas con caras horrorosas son el principal adorno para esa noche y, a partir de ellas, cualquier adorno que nos sumerja en el mundo del terror, pueden ser un buen aliado de decoración. Así que aquí os presentamos unos divertidos botes que podéis fabricar con los niños y a los que le puedes buscar un montón de utilidades.

Materiales: Botes de cristal vacíos, pintura acrílica, un rotulador permanente, spray de esmalte y velas.

Modo de hacerlo:

  • Primero vamos a pintar los botes con los colores elegidos. Cuántos más hagamos, mucho mejor porque quedará la casa mucho más divertida. Podemos aprovechar los recipientes de distintas conservas que se quedan vacíos y hacerlos de distintos tamaños. Para la idea que os propongo no os hace falta la tapa, pero siempre la podéis guardar por si, una vez pasado Halloween, os apetece conservarlos para guardar otras cosas.
  • Dejamos secar la pintura. Una vez bien seca, utilizamos el rotulador permanente para dibujar los rasgos de la cara, cuanto más aterradora mejor, así ambientaremos la noche con muchísimo terror.
  • Para darle un toque brillante y más bonito es recomendable que compréis un spray de esmalte. Con la pintura y el rotulador, solamente, se os queda mate por lo que el esmalte le da un aspecto más impactante. Todos los materiales son muy sencillos de localizar, el spray lo encontraréis en cualquier tienda de manualidades, incluso donde mismo se compra la pintura acrílica.
  • Dejamos secar y damos una segunda capa de esmalte.
  • Para que quede totalmente aterrador metemos una vela dentro y dejamos que su resplandor inunde nuestra casa.

Vía | Charhadas

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Manualidades con niños: Murciélagos para Halloween 29 octubre 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *