Ropa y aseo para llevar al campamento en la mochila

Ropa y aseo para llevar al campamento en la mochila

Escrito por: Sacra    11 junio 2012     Comentario     2 minutos

Unas pequeñas pautas para no sobrecargar la mochila de tu hijo cuando va de campamento

Lo primero que debemos tener en cuenta a la hora de hacerle la mochila es no pasarnos de previsores. Mucho mejor ser cautos, tenerlo todo bien organizado y no sobrecargar a nuestro pequeño con un peso innecesario. Se trata de que disfrute con la aventura, no de hacerle aborrecer la experiencia.

Si el campamento es en la naturaleza y la duración quince días, aquí os dejo algunas pautas que os podrán servir para preparar su ropa y enseres de aseo para ese tiempo. Para los niños pequeños, podéis organizarlo mejor si le colocáis cada cambio de ropa en una bolsa independiente.

Dos pares de pantalones largos y tres de pantalones cortos. Un mínimo de seis camisetas de manga corta de algodón. Dos sudaderas, una de ellas tipo forro polar para los fríos nocturnos y los primeros de la mañana. Para la piscina será suficiente con tres mudas de baño, una toalla y unas chanclas. En cuanto al calzado lo ideal son las zapatillas de deporte, otras un poco más cómodas para estar en el campamento y, si van a hacer senderismo o deportes de aventura, unas botas de montaña. Para dormir con un par de pijamas será suficiente, eso sí, más cortos o largos según en la zona donde vayan a dormir. Adjuntar, también, ropa interior para cambiar a diario.

En el neceser del aseo le pondremos: dos toallas (una grande para la ducha y otra más pequeña), un par de chanclas para ducharse (distintas de las de la piscina), cepillo y pasta de dientes, peine, gel, champú, crema para los labios, crema hidratante para el cuerpo y protector solar.

Vía | Sapos y Princesas
Foto | Mi pequeño Gulliver


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.