12 septiembre 2017 Alimentación

alimentos ricos en calcio

Alimentar bien a nuestros niños es fundamental para que crezcan llenos de salud y energía. Una dieta equilibrada, en la que aparezcan todos los nutrientes es necesaria, no solo para su crecimiento sino también para establecer la base de una salud fuerte y sólida, consiguiendo ser menos permeable a los problemas que puedan ir surgiendo a lo largo de la vida.

Por eso es importantísimo que la alimentación de nuestros niños sea variada y con alimentos sanos. Enseñar a comer a nuestros niños es tarea fundamental de los padres que se preocupan por dejarles el mejor legado: una buena salud. Así es fundamental conocer cuales son los nutrientes fundamentales para una perfecta dieta. Hace unos días conocimos el flúor, hoy nos lanzamos a conocer aquellos alimentos y beneficios que nos aporta el calcio.

Para que quede fijado en nuestro organismo le debe acompañar la vitamina D

El calcio es un mineral fundamental en nuestro organismo ya que es el gran responsable de la formación de los huesos y los dientes. Precisamente por tratarse de una pieza imprescindible de nuestro cuerpo, es vital mantener los niveles adecuados a lo largo de la infancia, periodo fundamental para la perfecta formación de la estructura ósea del pequeño.

Aunque nuestro cuerpo suele presentar cantidades suficientes de calcio, para que sea totalmente efectivo necesitamos de la vitamina D para que quede totalmente fijado. Del calcio que recibimos de los alimentos, sólo absorbemos entre el 20 y el 40 por ciento, cantidad que aumenta si, además, gozamos de buenos niveles de vitamina D.

verduras ricas en calcio

Alimentos ricos en calcio

Cuando hablamos de alimentos con grandes cantidades de calcio, el primero que nos viene al pensamiento es la leche y todos sus derivados. Es así como el queso, el yogur y otros productos lácteos se convierten en el pilar fundamental de una dieta rica en este mineral. Sin embargo no debemos desdeñar otros alimentos que también lo contienen en cantidades importantes.

  • Verduras: espinacas, col rizada, cebolla, cardo, acelga, brócoli y grelos.
  • Frutas: especialmente los frutos secos tales como almendras, nueces, avellanas o pasas. Las frutas frescas aportan menos cantidad de calcio aunque podemos destacar las fresas, el higo, el mango o las manzanas.
  • Legumbres: soja, judías blancas, garbanzos y lentejas.
  • Pescados y mariscos: anchoas, sardinas, lenguado, besugo, salmón, boquerón, almejas, berberechos, mejillón, gamba y langostino.
  • Lácteos: leche de vaca, leches vegetales como la de soja o almendra, yogures enriquecidos con calcio y quesos, especialmente el parmesano, emmental, de bola y gruyere.

Frutos secos ricos en calcio

Deficiencia o exceso de calcio en el organismo

La falta de calcio en nuestro organismo puede provocar distintos problemas de salud, la mayoría de ellos relacionados con la formación y mantenimiento de nuestros huesos. En los niños, por ejemplo, puede provocar raquitismo o fragilidad en su estructura ósea. Algo que veremos aumentado en la época adulta en la que tenemos más riesgo de padecer osteoporosis.

El exceso de calcio suele ser bastante infrecuente, aunque la consecuencia más relevante es que ese extra del mineral se deposite en algún órgano creando formaciones calcáreas.

Vía | Alimentos calcio
Fotos | Plenilunia, Tiens y Misiones online

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *