26 septiembre 2010 Educación

deberes.jpg
Acaba de comenzar el curso académico y los niños todavía no se han acostumbrado al cien por cien a la rutina semanal. En este sentido, no sólo deben acudir a clase sino que también tienen que hacer las tareas cada día en casa. Lo más importante desde la infancia es que el niño asuma que hacer la tarea es una responsabilidad propia, es decir, no se trata de una labor de los padres que tal vez pueden ayudarle en momentos puntuales pero no de forma constante.

Una de las recomendaciones más importantes para que los niños realicen su tarea con constancia a lo largo del día es que los niños siempre hagan la tarea a la misma hora. Las personas afrontamos más fácil la rutina cuando creamos un hábito, por eso, si el niño siempre hace la tarea por ejemplo a las 6 de la tarde terminará asociando esa hora con un tiempo para el trabajo.


En relación con el tiempo que deben dedicar los niños al estudio diario debemos tener en cuenta de que se trata de una cuestión que el tutor debe de responder. En este sentido, los padres del niño pueden preguntarle al tutor sobre este tema y más información interesante al respecto. En cualquier caso, está claro que al tratarse de niños tan pequeños no deben estar delante de los libros más de una hora diaria en casa puesto que pueden cansarse y también necesitan disfrutar del tiempo de juegos, de los amigos y de la familia.

El mejor modo de terminar el día es preparar y ordenar la mochila para el día siguiente. Un hábito que ayuda a los niños a concienciarse de lo importante que es la planificación y la organización en el día a día.

Foto | La Zona Fótica

Más información | En Femenino

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *